Spanish English French German Italian Portuguese Russian

Soluciones Integrales en Temperatura

Tel. +52 (55) 3548 0321 - (55) 35480322 - (55) 5778 8957
Lunes, 25 Enero 2016 13:15

Termopar tipo K

Escrito por 
Valora este artículo
(0 votos)

La vida del hombre moderno no puede prescindir de las industrias encargadas de proveerle todo lo necesario para su subsistencia. Y las industrias no podrían llevar a cabo sus procesos sin los instrumentos que se utilizan para su creación y funcionamiento. Se trata de una relación de codependencia en la que cada parte necesita de las demás para la realización de una obra, un fin.

 

Con ello, es comprensible porqué la tecnología nos atraviesa constantemente, se involucra en cada espacio vital de los hombres. Y es que, si el hombre ha avanzado tanto es gracias a los diversos dispositivos tecnológicos que este utiliza para facilitar su vida cotidiana, o mejor dicho, para acceder a los fenómenos de la naturaleza, controlarlos y disponer de ellos para su beneficio.   

Entre los diversos aparatos usados por nuestra especie para aprovechar los recursos naturales del planeta, destacan los sensores, los cuales, nos han auxiliado en la ejecución de diversas actividades que antes eran muy difíciles de realizar. Existe en la actualidad, un extenso manojo de sensores, cada uno con funciones específicas, por ejemplo,  los sensores de luz, de movimiento, de temperatura, etcétera.

En esta entrada de nuestro blog hablaremos sobre el termopar tipo K, un tipo de sensor utilizado por muchas industrias en el presente gracias a sus beneficios, los cuales serán explicados en este texto. Esperamos que sea de utilidad esta entrada para que conozcas con mayor detalle las características de este ejemplar disponible en el catálogo de JM Industrial.

Antes de entrar de lleno al tema que nos ocupa en esta publicación de nuestro blog, vale la pena hacer mención de aquellos elementos que han permitido la invención de esta clase de termopar. La transformación de la energía, hoy en día nos acompaña en nuestra cotidianeidad, basta con echar una mirada a los objetos que nos acompañan en nuestro hogar, oficina o casa para comprobar que, en efecto, dependemos de la tecnología encargada de transformar flujos energéticos.

Pese a que muchos conocen la existencia de estos, sólo pocos saben que operan con el principio de conservación de energía, el cual, afirma que no es posible concebir la creación o aniquilación de una energía específica (eléctrica, térmica, mecánica, eólica, hidráulica, entre otras) sino que estas varían, se transforman, se diversifican. De esta manera se muestra la profunda compenetración y codependencia que tienen entre sí todas las energías de la tierra y el universo.

¿Por qué hablamos de la transformación de energía? Porque el termopar tipo K depende de los procesos relativos a la conversión de flujos energéticos. También depende de una labor tan antigua e imprescindible en nuestra época, como lo es el medir, establecer patrones de medida, determinar las magnitudes de un fenómeno natural. Cuantificar, efectuar mediciones es de suma importancia, pues básicamente todos los aparatos necesitan de esta actividad para su confección. Cualquier objeto es propenso a ser medido según ciertos parámetros.

Como se dijo en el párrafo anterior, comprender el valor de la medición y de la transformación energética es importante para entender qué es un termopar del tipo K. El caso de este tipo de dispositivo es muy peculiar, pues logra reunir en sí a los sensores de temperatura, a los transformadores de energía y a los instrumentos de medición. Se trata de una pieza multifuncional.

Es gracias a esta cualidad que es utilizada por diversas industrias, como la química, la ganadera y la médica. Sin embargo, esto no aclara las cosas, por ello es indispensable definir con claridad qué es, cómo funcionan, de qué se componen, etcétera. En términos generales, un termopar actúa como un sensor térmico y es usado para cuantificar la temperatura de un medio. Se compone de dos filamentos de metal con los que es posible realizar conversiones de energía, a saber, de térmica a eléctrica y viceversa.

Tales filamentos, deben estar fabricados con distinta composición para funcionar, con más claridad, para producir una pequeña diferencia de potencial eléctrica generada de la diferencia térmica existente entre uno de los hilos de metal. Este proceso fue nombrado como “efecto Seebeck” debido al físico Thomas Johann Seebeck, el cual se involucró en definir en que consistía.

El efecto Seebeck se define como un proceso termoeléctrico en el cual se transforma de manera directa la diferencia de una variable térmica a una de naturaleza eléctrica, aunque también puede llevarse a cabo a la inversa. El termopar tipo K actúa de esta manera, creando pequeños voltajes en el momento en que perciba una diferencia de calor en cada filamento.

Estos filamentos se localizan en los extremos y son regularmente conocidos como “junta caliente” y “junta fría”. Dichas juntas están unidas por medio de un foco de medición. Cuando este punto de unión de ambas juntas es calentado, se produce un fenómeno eléctrico proporcional a la temperatura imperante, cuyo origen se debe a la diferencia de temperatura entre la junta caliente y fría. Con todo este proceso, el foco de medición determina y mide la temperatura latente entre ambas juntas.

El termopar tipo K posee algunas características que lo diferencia de los demás tipos de termopares. Se trata de uno de los ejemplares más comunes debido a su amplia gama de aplicaciones, además de ser invulnerable a la oxidación. Sin embargo, es recomendable que sea usado con protección. Es fabricado con dos clases de aleaciones, a saber, Alumel de Ni.Al y Cromel, aleación de Ni-Cr. Tiene una amplia capacidad de resistir ante temperaturas elevadas que van desde los 95 hasta los 1260 grados C.

Si es necesario el respaldo de este tipo de termopar, no dude en acudir a JM Industrial donde lo atenderemos de la manera más cordial. Ojalá esta entrada de nuestro blog haya sido de utilidad, no se pierda nuestras actualizaciones donde le hablaremos más sobre el termopar tipo K entre otros sensores de temperatura.

Visto 218 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Contacto

  • JM Industrial Technology S.A
  • (55) 3548 0322
  • Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
  • Jose Ma Joaristi 60, Iztapalapa